De barro

Ernesto Cañizalez

:

:

La poesía de Ernesto Cañizalez tributa a las deidades de la familia rural venezolana y sus formas de fe. En su escritura se revela aquello que Reynaldo Pérez Só denomina poesía salvaje (Seis décadas de poesía venezolana) refiriéndose a lo que Enriqueta Arvelo Larriva categorizó como: paisaje interior, es decir, el espacio de realización de una poética venezolana que supo separarse del pastiche vanguardista y el modernismo decadente. La misma Larriva,  Salustio González R, Gerbasi y Ana Enriqueta Terán sabrán abonar ese espacio interno.La mirada suscinta de Cañizales da cuenta de la vigente y silenciosa de un país meramente rural, que se adentró al siglo maquinal del petroleo con una identidad campesina. Y aunque la inundación de la lluvia del hidrocarburo extrajo a la gente del campo de las vísceras de Venezuela, esta, como hormigas afanosas, se movilizó con sus mesas y sillas vestidas de cuero animal, sus pocillos y vasijas de peltre, las las herramientas de faenas obsoletas. Objetos sobre los que Cañizalez vuelve su mirada para dar registro de un pais que sigue vivo en las orillas de sus autopistas. 

Vielsi Arias Peraza

:

:

§

_____________

:

:

Te damos gracias

Te damos gracias Padre

por nuestros nuevos hermanos

aquellos que nos han enseñado

……………………………..tantas cosas

 

a ocultar el tono de nuestras voces

a olvidar el acento de las costumbres

a reírnos  del que como nosotros       dice lojojos

cuando en realidad son los ojos

 

de ellos hemos aprendido

a no parar     ni dar la hora

nos han enseñado a ser extranjeros

……………………………..en tu propia tierra

 

Pero sobre todo y lo más importante

a estar siempre de pie

a no arrodillarnos ni para pedir la bendición

que según ellos            ¡Esa vaina da es vergüenza!

:

:

:

:

:

Penitencias

¡Fue tan difícil levantar el techo Padre!

¿por qué en la cabeza de los campesinos

……………………….recaen tantos soles?

¿por qué en la cabeza de los campesinos

……………………….recaen tantos soles?

¿por qué nos arropas con

……………………….estas telas baratas?

¿por qué de tanto trabajo nos das

……………………….estas llagas?

¿por qué tus otros hijos se burlan?

 

¡Fue tan difícil Padre!

:

:

:

:

:

II

:

:

Del otro lado

estaba la vaca

 

lamido

de sal y melaza

encerrado

en alambradas

 

memoria

 

aún

se escuchan

tus mugidos

:

:

:

:

:

El temor a Dios

vagaba

en los susurros

de la tarde

 

más

que silencio

 

era la mosca

contra el peltre

:

:

:

:

:

Acá

no

perturbaba

la muerte

 

infinita

era

la huella

de la bestia

perdida

entre

el mastranto

:

:

:

:

:

III

:

:

Dile al ángel

de la guarda

que he vuelto

                                                                                                                                                           a soñar

con el camino

donde a todos

se nos caen

los dientes

dile

que he despertado

del presagio

con las palabras

que solo entendemos

los herederos

de este lenguaje

primitivo

:

:

:

:

:

E.

Ernesto Cañizalez, 1988. Educador, orfebre, promotor cultural y poeta carabobeño. Ha realizado talleres de poesía en el Departamento de Literatura de la Universidad de Carabobo, así como los auspiciados por la Casa Nacional de las Letras Andrés Bello en la ciudad de Valencia. En el año 2014 obtuvo mención honorífica en la primera bienal de poesía Vicente Gerbasi del estado Carabobo y en el año 2022 le conceden el Premio Nacional de Poesía Fernando Paz Castillo. La muestra que presentamos se compone de textos inéditos y poemas de los libros Palabras de barroCostumbres, pecados y otros altares. 

La obra que ilustra esta publicación fue realizada por la artista venezolana Andrea d’Escriván

Contenido relacionado

Archivo

introduzca su búsqueda