Ensayos

Willy Gómez Migliaro

:

§

:

:

:

Los campos hádicos en Frankenstein de Yssis Palestina

 Por Willy Gómez Migliaro

:cuán insano es el error sobre el matadero de
Frankenstein (Hipocampo editores, 2005)
libro de Yssis Palestina cuya voz demoníaca se precipita órfico
……………casi encendido en sus palabras

veamos

el lenguaje es un maquillaje corrido en la superficie del poema
y al alcance de un concepto, el símbolo abstrae
el cínico amor de las esperanzas

la voz aparece como una cortina de sol en otra dimensión de leyes
……………………….mucha más moderna para la construcción
entonces
una sucesión de los rasgos más definidos que vuelven a ser las palabras,
crea el montaje

………..a simple vista la obra de doble impacto y claridad,

pero un rapto de imágenes es atribuido a los deseos de un inocente
…………..en su clásico movimiento giratorio del mundo

esa es, creo, la hilaridad metafísica que acompaña este libro de poemas

un sujeto poético resistiendo la muerte como un Lázaro

la escritura, es pues, la sombra
o el coraje de unos cuantos hombres huecos

la voz
se precipita para desconocerse en sus propios sentidos
……Luís Fernando Chueca definió esa agonía superpuesta
…………(en mi opinión cierta)
…………………………………..desde las negaciones de otro espacio:
«Un hombre, vestido con la fuerza y la potencia de su ‹canto hermético›,
recorre un mundo lleno de roturas
-roturas es, precisamente, el título una de las secciones-
y signos perdidos, e intenta ver, describir y entonar
el canto que pueda ser una suerte de testimonio y revelación».
………………………………Para terminar
«Frankenstein solo puede ser
……………..apenas un relámpago que en un instante
ilumina la ruta y la voz. Apenas
un fugaz torrente de imágenes que, sin embargo, queda inscrito
definitivamente en la memoria y cambia,
sin dudarlo, la mirada.»

Migliaro ha subrayado:
‹Un espacio aleatorio es Frankenstein

y ahora entiendo

quizás la voz poética cierra un conjunto de habitaciones
con demasiadas historias
y queda solo el canto de un país
con tantos muertos anteponiendo el nombre

se escribe un renacimiento, decía Angilioni, pero en este libro,
nuestros cuerpos siguen rotos

aunque una crecida de árboles o una población de signos
significa mejor cuando Ljudevir Hlavnikov,
el genio muchacho de 19 años escribió
a razón de su soledad e incomprensión:

Frankenstein
Es la ruta de un tiempo al revés que traza la historia de un hombre…

lúcidamente L.H. nos muestra
la negación de todos los nombres posibles en la obra,
y, claro, siente que desde una lectura de las predicciones,
se afirma su terreno de crítica, y compone,
……………………………………………………en un mito

las indecisiones destructivas de Frankenstein

ya en su primera lectura,
Rodolfo Hinostroza había advertido un matadero,

siempre me habló de un verdugo moderno nada lejano a su fundación
………………………………….sin embargo
yo sigo pensando en un Odiseo en las tribus
………………………………………………….encendido
en otra oscura composición

:

:

:

:

Lenguaje

[1]

todo mi campo esparce

no detengo su movimiento sino aquí
no me detengo en ese espacio sino hablo

miro su cuerpo
el mundo de otra noche
y salgo lleno de tierra y de luz

me canso a veces de su silencio
de su velo deshecho
y de que su voluntad se entienda como un claroscuro signo
todavía
en otros campos de fiesta parda
no queda nadie ambicionando la existencia dividida
entre nosotros

la verdad no significa la vida así

y qué solos estamos sobre el nombre de las cosas
de un animal breve
de un país que es mi ausencia
esfera
de primer purgatorio aquietado de palabras

mira

y cuántos están cerca del vestíbulo de su infierno

cogiéndose como fieras

:

:

:

[2]

:
El insignificante

la voz de las palabras ya no significa nada

si digo muralla se levanta una cultura orgiástica que atenta
contra la economía del planeta
y mientras dura su fiesta algo de belleza
& juramentos innegables calcinan el pasto de la sabiduría

digo pasión y vaya uno a saber qué son esas estatuas de boca
carminada y espumosa
…………………qué son esos desiertos de sinfonía auroral
que nos paraliza y nos vulnera en una noche de acción
profundamente mortal

la noche ha llenado de ansiedad nuestros cuerpos
como el mar y el aire denso que actúan involuntarios

nuestras canciones nacieron de la ignorancia

cantas como un pájaro de la noche y nadie te escucha
escribes amor en el océano horror en el cosmos y ruedan piedras
dioses y hombres amargos

eres un lamento en tu poder

las palabras caen marinas y desiertas en este campo
y nada o todo de esta realidad puede ser ya entendible
aunque se afane a ser ruina o riqueza tu vocación

bailas oscuro mientras callas

:

:

:

:

Sobrevivir

vivo llevando palabras de expresiones deshechas
en su amor
nada sin límites ninguna perfección
de acto exagerado
así también
como un martín-pescador
busco
el horizonte  -un día creí verlo
……………………………………reflejado

y que se dicen como cosas
como ruinas
vivo una distancia funcional
en rededores
con una voz amortiguada por escenarios
y por la virtud
desierto de orillado fundamento
llego
………………………..a la virtud
………………….signo perdido
rosa cadáver en un bosque cosido
que se extiende
………………….con el porvenir
de una bella construcción
vivo
…………en sus bordes
………………………………..sin el resto

:

:

:

:

Willy Gómez Migliaro. Perú, 1968. Considerado uno de los poetas más importantes del Perú e Hispanoamérica de las últimas décadas, Migliaro ha dirigido las revistas de poesía Polvo enamorado (1990-1992) y Tokapus (1993-1996). Así mismo ha publicado los libros de poesía Etérea (2002), Nada como los campos (2003), La breve eternidad de Raymundo Nóvak (2005), Moridor (2010), Construcción civil (2013), Nuevas Batallas (2013), Poemas 1993-2003 (2015) y Pintura Roja (2016). Su obra ha sido difundida en diferentes antologías de poesía internacionales y en 2015 fue merecedor del premio hispanoamericano de poesía Festival de la Lira.

La imagen que ilustra este post se titula «Tierra», de la artista venezolana Helami José Salas.

Contenido relacionado

POESIA

De barro

Ernesto Cañizalez

Archivo

introduzca su búsqueda